Trump presume de arsenal nuclear en plena crisis con Corea del Norte

Publicidad

“Esperemos que nunca tengamos que usar este poder nuclear pero nunca habrá un tiempo en que no seamos la nación más poderosa del mundo!” ha fanfarroneado Trump en twitter.

El presidente estadounidense Donald Trump ha afirmado hoy en Twitter que el arsenal nuclear de Estados Unidos es “mucho más fuerte y poderoso que nunca”. “Mi primera orden como presidente fue renovar y modernizar nuestro arsenal nuclear, ahora es mucho más fuerte y poderoso que nunca …”, ha enfatizado. “Esperemos que nunca tengamos que usar este poder”, ha proseguido, “pero nunca habrá un tiempo en que no seamos la nación más poderosa del mundo!”, añadía.

Esta afirmación llega en medio de una nueva escalada de la tensión con Corea del Norte. Pyongyang dijo este miércoles que está considerando planes para un ataque con misiles contra el territorio estadounidense de Guam, horas después de que Trump advirtió a los dirigentes norcoreanos que “se encontrarán con un fuego y una furia que el mundo jamás ha visto” si vuelve a amenazar a Washington.

Las palabras de Trump se producen precisamente horas después de que su secretario de Estado, Rex Tillerson, intentase rebajar el alarmismo generado por esta escalada verbal entre Washington y Pyongyang, asegurando que “los estadounidenses puede dormir tranquilos de noche”. Parece que el magnate y su jefe de la diplomacia se han dedicado este miércoles a hacer de poli bueno y poli malo…

En unas declaraciones realizadas en un avión oficial que le trasladaba desde Tailandia hasta Guam, Tillerson aseguró que los estadounidenses no deberían preocuparse después de las amenazas de Trump. Según Tillerson, Trump estaba intentando enviar un “fuerte mensaje” al líder norcoreano, Kim Jong-un, que “pueda entender, porque no parece entender el lenguaje diplomático”, y para evitar algún tipo de “malos cálculos”. “Nada de que lo que yo he visto o que sepa indicaría que la situación haya cambiado drásticamente en las últimas 24 horas”, aseguró Tillerson.

El secretario de Estado no trató las declaraciones de este lunes de Trump como una amenaza de ataque preventivo contra Corea del Norte y opinó que el presidente “reafirmó que tenemos la capacidad de defendernos y defender a nuestros aliados, y lo haremos”.

ARSENALES DESIGUALES

El secretario de Defensa estadounidense, James Mattis, ha reforzado la advertencia de Trump pidiéndole a Corea del Norte que no se arriesgue a ejecutar amenazas que serían el final del régimen, ya que sus acciones quedarán “extremadamente superadas” por la fuerza militar de Estados Unidos. En un comunicado, el jefe del Pentágono exigió a Corea del Norte “cesar toda consideración de acciones que le lleven a su final, al de su régimen y a la destrucción de su pueblo”.

“Las acciones (militares) de Corea del Norte continuarán estando extremadamente superadas por las nuestras y (Pyongyang) perdería toda carrera armamentística o conflicto a que dé comienzo”, añadió Mattis. Corea del Norte debe de dejar de “aislarse por sí misma y cesar su consecución de armas nucleares”, insiste, así como tomar nota de la unanimidad del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas a la hora de aprobar la última ronda de sanciones contra el régimen de Kim Jong-un este fin de semana.

Las acciones (militares) de Corea del Norte continuarán estando extremadamente superadas por las nuestras y (Pyongyang) perdería toda carrera armamentística o conflicto a que dé comienzoJames Mattis, secretario de Defensa de EEUU

Mattis subrayó que tanto EEUU como sus aliados “han demostrado capacidad y su incuestionable compromiso para defenderse de un ataque”, después de que las Fuerzas Armadas norcoreanas amenazaran con atacar con misiles la isla de Guam, donde se encuentra una estratégica base naval estadounidense.

El titular de Defensa ha matizado, no obstante, que el Departamento de Estado está haciendo todo lo posible para resolver la “amenaza global” que representa la actitud de Corea del Norte por la vía diplomática, pero el presidente de EEUU puso, desde su llegada al poder, énfasis en la disuasión nuclear. “Se debe destacar que con las alianzas militares aliadas combinadas ahora poseemos las más precisas, entrenadas y robustas capacidades ofensivas y defensivas de la Tierra”, ahondó Mattis, en una dura advertencia.

PYONGYAG AMENAZA

Pyongyang dijo previamente que está “examinando cuidadosamente” un plan para atacar Guam. “Los piratas aéreos de Guam volvieron a aparecer en el cielo por encima del sur de Corea para realizar una alocada maniobra que simula una guerra real”, denunció el portavoz en el texto, donde acusó a Washington de estar movilizando activos nucleares estratégicos desde esta isla del Pacífico Occidental o California.

La isla del Pacífico alberga a unas 163.000 personas y una base militar estadounidense que incluye un escuadrón submarino, una base aérea y un grupo de la Guardia Costera. La Base aérea de Andersen, situada en el noreste de la isla, aloja los bombarderos estratégicos B-1B con capacidad nuclear, que ayer volvieron a ser enviados por Estados Unidos a la península coreana, según la agencia Yonhap, que cita fuentes militares surcoreanas.

EEUU ha convertido este año en costumbre habitual el envío de los B-1B para responder a Corea del Norte con una muestra de músculo militar. Los envió a las inmediaciones de la península coreana en mayo y junio después de sendos ensayos de misiles de Pyongyang y también en junio tras conocerse la muerte del estudiante Otto Warmbier, que falleció después de ser enviado de vuelta a Estados Unidos en estado comatoso tras pasar 17 meses en prisión en Corea del Norte.

Un portavoz del Ejército norcoreano, en un comunicado difundido por la agencia estatal de noticias KCNA, dijo que el plan de ataque será “puesto en práctica (…) en cualquier momento” una vez que el líder Kim Jong Un tome una decisión.

PREOCUPACIÓN EN GUAM

El gobernador de Guam, Eddie Calvo, desestimó la amenaza norcoreana y sostuvo que la isla está preparada para “cualquier eventualidad”, con defensas estratégicamente establecidas. Calvo dijo que ha estado en contacto con la Casa Blanca y no se han registrado cambios en el nivel de amenaza. “Guam es suelo estadounidense (…) No somos sólo una instalación militar”, dijo el gobernador en un mensaje de video difundido en internet.

El consejero de Seguridad Nacional de Guam, George Charfauros, aseguró que el Departamento de Defensa estadounidense “supervisa la situación de cerca” y confía en el sistema de defensa desplegado ante estas amenazas, en declaraciones al Pacific Daily News.

Más preocupada se ha mostrado la delegada de Guam en la Cámara de los Representantes, Madeleine Bordallo, que pidió aTrump, que trabaje con la comunidad internacional y China para evitar el conflicto con Pyongyang.

Bordallo, que no cuenta con derecho a voto en el Congreso, criticó la actitud del mandatario estadounidense y consideró que su mensaje al régimen norcoreano es “preocupante e inútil y no establece una estrategia clara sobre cómo abordará las amenazas crecientes de Corea del Norte”, apuntó la congresista en un comunicado en el que urge a no tolerar el comportamiento “temerario” del líder asiático. “Insto encarecidamente al Presidente a que explore todas las vías para responder pacíficamente la situación y evitar que se agrave aún más el conflicto”, sentenció la política.

LAS REACCIONES

El primer ministro autraliano, Malcolm Turnbull, expresó también su preocupación ante un posible conflicto en la región. “Un conflicto sería devastador. Tendría catastróficas consecuencias. Todos entendemos eso”, dijo. El mandatario acusó a Pyongyang de actuar “ilegalmente, en contra de numerosas resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU. Su régimen, su conducta ilegal es temeraria, provocadora, peligrosa y amenaza a la paz de la región”, añadió.

Por su parte, China hizo un llamamiento a la calma e instó a todas las partes a evitar cualquier declaración o acción que pueda escalar la situación y a hacer incluso mayores esfuerzos para resolver el problema a través de conversaciones, dijo el ministerio en un comunicado enviado a Reuters.

Fuente: Agencias

 

 

 

Publicidad